17 octubre 2007

Filetes de lenguado al vino blanco

Siguen las aventuras del sábado por la tarde

Nos habíamos quedado buscando los zapatos para mi niña. El hecho es que, cuando ya lo creía todo perdido, al girar la esquina la veo. Era una zapatería con solera. De esas que ocupan los bajos de dos o tres fincas. Y en un escaparate tenían zapatos de niño. Tenía pinta de ser cara, pero bueno, la niña necesitaba zapatos y había que intentarlo.

La zapatería, como no, estaba a tope. Y el rincón de los niños, más. Me pongo a rebuscar en los estantes y encuentro unos zapatos que no me entusiasmaban mucho, pero que podían servir. Tres horas intentando llamar la atención de la señorita de turno y cuando por fin me atiende "Esos zapatos sólo se fabrican a partir del 28". ¿Y estos? le digo señalándole otros. Tampoco. "Pues dígame que zapatos tiene del 26, por favor" Y con cara de pocos amigos, me indica unos zapatos que no estaban mal. El precio: 41 euros. "Jué, que son unos zapatos de niña" Pero bueno, ahora que habíamos encontrado unos zapatos no nos ibamos a quedar sin ellos.

Y cuando me dirijo a pagar. Allí estaban. Puestos en un mostrador ellos solos. LOS ZAPATOS.
Eran los zapatos más bonitos que había visto nunca. Negros, con mucho tacón. Simplemente perfectos. Y allá que voy. A ver como les llaman a estos (Ya se que es de mala educación mirar el precio de las cosas, pero tenía que asegurarme). Jurlllllllllllll, 125 euros. Por unos zapatos de salón negros. Ahhhhhhhhh. Es que son de "Armand Basi". Pero es que son tan monossssssssss. Los quiero. No, no puedo. Los quiero. No, no puedo.

Y mientras mi corazón y mi razón se peleaban en mi cabeza, la dependienta que me había atendido había desaparecido. Pero me quedaba una cosa por hacer. Decírselo a maridín. Así que después de ensayar durante dos minutos mi mejor sonrisa y mi mejor carita de pena frente a un espejo me dirijo a intentar convencerlo de que "NECESITO" esos zapatos. La verdad es que me quejo de vicio, porque no me costó nada convenzerlo. "Si de verdad, los necesitas, compratelos". Es que es un solete.

Y allá que voy. Y cuando me giro. Jurlllllllll. Una copia exacta de la princesa Letizia tenía mis zapatos en la mano. "Oyeeeeeeeeee. Que esos zapatos son mios", pensé. Así que empecé a estirar el cuello en busca de una dependienta que me socorriera. Nada. No aparecía nadie. Jurllllll. Que me los quitaaaaaaaaa. Así que, pensé, esta es una situación desesperada. Yo no quería llegar a esto, pero vosotros lo habeis querido. Saqué mi monedero de "Luis Buttrón" del bolso y me puse a rebuscar algo en su interior. De repente, y como salida de la nada, apareció una dependienta, que apartando a la princesa Letizia como si fuera una don nadie, me pregunta ¿Puedo ayudarla? Y yo, con cara de "no me molestes" le digo, "No. Pero ya que estas aquí, sácame un 40 de estos zapatos". ¿Y a que no sabeis que me dijo? Lo siento, no se hacen zapatos tan grandes de esa marca.

Así que, con la cara más digna que pude poner, pagué los zapatos de canija y salí de allí convencida de que para ciertas cosas, no valgo.

Y después de todo este rollo. Aquí os dejo la receta del plato principal del domingo. Un plato muy ligero y muy fácil de hacer y que queda muy resultón.

Buen provecho.






Ingredientes


  • 8 filetes de lenguado
  • 8 champiñones
  • 2 dientes de ajo
  • 250 gr de vino blanco
  • 250 gr de nata líquida
  • 50 gr de aceite de oliva
  • sal

Preparación

  1. Eliminar la tierra de los champiñones con la ayuda de una servilleta y cortarlos en láminas
  2. Limpiar bien los filetes de lenguado de piel y espinas, salpimentarlos y colocarlos enrollados y de pie en el cestillo junto con los champiñones. Reservar.
  3. Pelar los dientes de ajo e introducirlos en el vaso. Triturar durante unos segundos a velocidad 7.
  4. Añadir al vaso el resto de los ingredientes y programar 30 minutos, temperatura 100º C, velocidad 4. Transcurridos 8 o 9 minutos parar la máquina, introducir el cestillo y volver a conectar hasta completar el tiempo. Rectificar de sal si fuera necesario.
  5. Sacar los rollitos de lenguado y colocarlos en un plato. Disponer los champiñones alrededor y rociarlo todo con la salsa resultante.
Nota:

Receta sacada del libro "El gran libro del gourmet. Cocina con thermomix". Susaeta.



15 personas lo han probado:

Cocina mia dijo...

Al menos esta delicada receta te alivió un poco del sofocón de los zapatos.
Y es que a veces, parece que nos levantamos con el pie izquierdo.

Un abrazo

JotaJota. dijo...

Tienes que sentirte orgullosa..¿sabes que tener los pies grandes en una mujer es un signo de elegancia y belleza? Por eso no tenían esos zapatos...porque la zapateria no estaba a tu altura, por muy "altos" que tuvieran los precios..pero no hablamos de dinero. Besos.

hebe dijo...

vaya ,,, eso le pasa a mi niña q tiene un pie grande, pero ya te digo , q no te preocupes ellos se lo pierden , besitos

Julito dijo...

Acabo de encontrarme con tu blog casi por casualidad y casi se me salen los ojos al ver la pinta que tiene tus recetas.

Enhorabuena y aquí te dejo la dirección del mío:

http://www.conlasmanosenlagrasa.blogspot.com/

Seguro que tenemos muchas cosas en común

RuBeNSiTo dijo...

Hummmmm... ya tengo receta para el fin de semana :-) Qué buena pinta, con lo que me gusta el pescado!
En cuenta a la receta de la masa de pizza... La espero con candeletas! Yo hago una que me pasaron el año pasado unos familiares sicilianos que está espectacular. Allí la pizza (pizza siciliana) es como una especie de calzone, pero en lugar de estar doblada por la mitad hacen como un paquetito... es bastante curioso. Te la pasaré prontito.

Un saludo desde Barcelona.

RUB

Pedro dijo...

Me ha encantado tu batalla zapateril y lo de Louis Buttrón (tápalo en seguida, porque un buttrón en un monedero es muy peligroso)
Todavía estoy esperando que un-una
valiente me resuelva mis quebrantamentes y estrujamentes (sección pasatiempos)¿Serás tú esa mente preclara...? ¡Animo...!

Inmaculada dijo...

Me encantan los lenguados y estos deben estar de un cremoso...
Y en cuanto al otro tema, como te comprendo... lo mío con los zapatos ha sido siempre un vicio, declarado, aceptado y alimentado a través de los años. Soy como la Imelda Marcos pero en modesto. No puedo evitar que se me gire la cabeza automáticamente al pasar por las zapaterías, es como un acto reflejo y como el comer chocolate, una no tiene nunca bastante..
No te preocupes por no haberte podido comprar esos preciosísimos y caros zapatos. En algún lugar los tuyos (puede ser más de un par, o dos, o tres... me estoy embalando) te están esperando.
Besos.

Elbereth dijo...

Tengo el libro, pero me gusta más como te ha quedado a ti. Ahora que se que está probada le pondré una marca. Siento lo de los zapatos pero con los 125 euros que te has ahorrado seguro que haces maravillas...

Martunis dijo...

Que rica receta!!! Me encanta el lenguado...es tan suave...y...mmm...mmm...con vino blanco!!! yo también tengo receta para el fin de semana!!!

Marian Quirós dijo...

que buena se pinta la cosa ...seguro que está delicioso ....oye tus tomates en el plato tambien quedan muy bien ....

Félix dijo...

Muy mal muy mal la chica de la zapatería, aunque tampoco sé el tono en que te lo dijo.....

Por supuesto, no tienes que avergonzarte de tener unos pies normales, al contrario.

En cuanto a la receta, como todas, tan apetecible que me comería el ordenador. Te leo porque me gustan tus cosas, pero soy un ignorante de thermomix y voy a hacer lo que hago siempre, inventar en la cocina con tus ingredientes y mi sartén.

Un abrazo.

Fran dijo...

Oficialmente, tu blog se ha convertido en mi libro de recetas virtual.
Un besote.

Marta dijo...

@cocina: Yo el sabado me levanté con dos pies izquierdos

@jotajota: Muchas gracias por los piropos

@hebe: He llegado a la misma conclusión

@julito: Gracias por pasarte por mi casita. Ahora voy a verte a la tuya

@rubensito: No se me olvida la receta de la pizza lo que pasa es que he andado un poco liada

@pedro: Paso 1 conseguido

@inma: Lo mio con los zapatos no tiene nombre, jeje

@elbe: Mi niña por aqui. Pruebala y verás que exito.

@martunis: Ya verás como no te arrepientes

@marian: Tu siempre tan chistosa ;)

@felix: Esta receta, como siempre, al chup-chup y fuego lento, un exito seguro.

@fran: Un honor.


Besos a tod@s.

un-angel dijo...

Jajaja...jajajaja... ah, con estas cosillas previas los lenguados se me quedan un poco al lado, compréndelo.
Esos zapatos, eran prohibitivos, guapa, seguro que un pie como el tuyo luce con cualquier alpargata bien colocada que le pongas.
Menos mal que la canija fue bien calzada.
Un besote.

Elena dijo...

Marta muchas gracias por tus comentarios.
lo de la cantidad de post en un momento es por que cuando tengo varias fotos de recetas en la camara las descargo todas y como tengo el cooking aficionado,es un momento ponerlas,copiar y pegar y subir la foto.
bexitos wapa